Why is Toy Story 3 a masterpiece? Las historias (y1)

¿Por qué  es, Toy Story 3, una obra maestra? Sí, sí; lo es…: son muchos -la mayoría, por no decir todos- los críticos que coinciden en decir lo mismo de la última película de Pixar… Y yo, me sumo al mismo carro. Es verdad que soy un fan de Pixar -y quizá eso podría restar objetividad-, pero no me parece una afirmación gratuita decir que siguen siendo los mejores. Los mejores en cuanto a la técnica, pero sobre todo, los mejores contadores de historias.

Es lo que tiene Toy Story; y hablo de toda la saga, porque como dijo alguien muy acertadamente, es una auténtica obra maestra en tres actos. Por muchas razones. Algunos han destacado el guión; otros, los personajes; otros, la historia… Yo pienso que los de John Lasseter han sabido bordar toda la historia de los juguetes de Andy y con la tercera parte han puesto un digno broche de oro. Cada película tiene su cuerpo, su forma y también su independencia; pero las tres configuran una unidad muy interesante.

Las historias

En la primera Toy Story, la historia pilota en torno a Andy: son las aventuras de dos juguetes que no se pueden ni ver pero que, perdidos en el peligroso y desconocido mundo fuera del «cuarto de Andy», tienen que regresar juntos al lado de su niño.

Es una historia de amistad. Concretamente del camino hacia la amistad entre Woody y Buzz; un camino que viene del odio/envidia, y pasa por el conocimiento propio y del otro, y por la donación hacia el otro, necesaria para la no autodestrucción. Y una amistad que se refuerza por una misma misión: el ser los juguetes de Andy, que les echa de menos (muy interesante, en este sentido, es lo que dice Pixarplanet).

¿No suena increíble que unos dibujos animados toquen temas de tanto calado? Lo hace, y lo sabe hacer. Porque lo hace bien. Hace un tiempo tuve que preparar un paper en el que comparaba la amistad en la Ética a Nicómaco de Aristóteles y en Toy Story. Yo mismo quedé sorprendido del resultado: ¿cómo podía ser que alguien de hace 24 siglos diga lo mismo sobre la amistad que unos dibujos animados? Es sorprendente, sí, pero es que cuando profundizas en el hombre (la humanidad) -y eso es lo que hace Pixar con sus personajes, porque quieren que sean de tres dimensiones- te das cuenta de que es siempre igual.

Toy Story fue el pistoletazo de salida de la compañía, a la vez que como una prueba: tenía que convencer a la tímida Disney. Y lo hizo: inmediatamente después firmaron un nuevo contrato para siete películas más, hasta Cars (2006).

Cuando pensaron en Toy Story 2, Lasseter y sus «secuaces», jugaban con ventaja: había que pensar en una buena historia y dar más cancha a sus personajes. Es lo que hicieron.

En Toy Story 2, Andy casi desaparece del plano. El protagonismo lo cobran los juguetes, en una película mucho más coral que la primera. Y en esta coralidad había que seguir con la amistad, pero desde más puntos de vista: sobre la fidelidad y la lealtad; sobre la eternidad y la ambición o la vanidad…

El gran problema de los juguetes es que no crecen, mientras que los niños sí. ¿Qué pasa cuando ya se han hecho mayores y dejan de jugar? No crecen, pero sí pueden envejecer, en cuanto cosa, sino tienen lo que les «anima» -en el sentido real de «ánima» o «alma»; es decir, les da vida-: el ser querido por un niño. Es un planteamiento muy interesante de la historia, por real.

Y es el presupuesto con el que hacen la tercera entrega: once años después, Andy se va a la universidad, y tiene que decidir qué hace con sus juguetes/amigos. En el fondo, Andy es el espectador -cada uno de los que hemos disfrutado de toda la saga-, y por eso, Toy Story 3, vuelve a girar entorno a él -¡qué gran trabajo, el de Lee Unkrich!.

La primera versión de la película -aquella que se iba a hacer sin Pixar, en la que Buzz Lightyear es enviado a Taiwan porque tenía un defecto de fábrica y sus amigos van tras él- no habría funcionado, por la sencilla razón que habría sido «estirar el chicle». Había que apelar al espectador, para mostrarle su historia. Y si a esto le añades homenajes a grandes películas como La gran evasión, Misión Imposible Indiana Jones… tienes otra gran película.

Ahí radica -pienso yo- el problema de, por ejemplo, Shrek o Ice Age: cada parte forma una unidad totalmente desligada del espectador y la historia gira sólo entorno al gag -el «molde shrek»-. Por ello, las últimas partes que han hecho los respectivos creadores, es romperse un poco más el coco para hacer una historia, partiendo, otra vez, de los orígenes. Por ello también, me parece que la cuarta Shrek y la tercera Ice Age, son mejores que sus predecesoras más inmediatas (a pesar de ser muy flojas): se dan cuenta de la importancia de la historia.

Que sí. Que la Toy Story pasará a la historia como una de las mejores trilogías del cine de Hollywood. Por su historia. Y también, por sus personajes… pero como diría Michael Ende, esta es una historia que deberá ser contada en otra ocasión…

4 Comentarios
  • Julia
    Publicado a las 20:04h, 26 abril Responder

    Acabo de encontrar este blog por casualidad, y me encanta 🙂 me gusta mucho cómo escribes y sobre todo, los temas sobre los que escribes 🙂 adoro la animación, y especialmente, las películas de Disney y Pixar… sigue así! ^^

    Por cierto, estoy totalmente de acuerdo: Toy Story 3 es una de las mejores películas que se han hecho, ya no solo de animación sino del cine en general. El trabajo que realizan Disney/Pixar es alucinante… espero que nos sigan deleitando con películas como esta, porque merece la pena verlas 🙂

    • jaumefv
      Publicado a las 07:28h, 27 abril Responder

      Muchas gracias, Julia, por tus palabras: comentarios así animan a seguir escribiendo 🙂 Realmente los de Pixar trabajan muy bien. También las otras empresas de vez en cuando sacan un buen trabajo, pero sin duda alguna, Disney-Pixar son, hoy por hoy, los mejores. ¡A ver qué nos depara Cars 2! Aunque no lo tienen nada fácil, lo que nos han dejado ver hasta el momento, promete ser algo muy distinto…

  • Pingback:Why is Toy Story 3 a masterpiece? Los personajes (y2) « Animation Blog
    Publicado a las 16:28h, 18 julio Responder

    […] el cine se caracterizan en que tienen una buena historia, unos buenos personajes y un buen guión. Ya he hablado sobre la fuerza que tiene la historia de Toy Story (concretamente la de la tercera parte, pero […]

  • Pingback:De secuelas va esto… | Animation Blog
    Publicado a las 11:21h, 28 abril Responder

    […] 2, nació porque había una nueva historia distinta que la primera: y la hicieron. Toy Story 3 (ya lo conté), iba a ser una película de Disney, pero con la compra millonaria de Pixar –gracias a la que […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.